Siete Párrafos: Los presagios desde el gobierno federal contra Javier Duarte ya se cumplieron; ahora hay presagios contra Miguel Angel Yunes por el mismo tipo de delitos


silenciopan
Enmedio de los presagios en contra de Miguel Angel Yunes, llama la atención la ausencia de señales del PAN nacional en relación a la presunta conspiración para no dejarlo tomar posesión el 1 de diciembre

Por Rodolfo Calderón Vivar

por Rodolfo Calderón Vivar, egresado de la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Veracruzana
por Rodolfo Calderón Vivar, egresado de la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Veracruzana

Los presagios desde el gobierno federal, emitidos desde hace meses, se cumplieron ya en la figura del ex gobernador Javier Duarte de Ochoa y sus allegados, quienes tendrán que responder ante la justicia sobre las acusaciones de mal manejo de recursos, enriquecimiento ilícito, peculado e incumplimiento del deber legal. Son presuntos delincuentes oficialmente y la noticia se da precisamente el día que supuestamente que el cuasicordobé política había anunciado que daría a conocer más pruebas contra Miguel Angel Yunes y su corrupción, en un debate propuesto para llevarse a cabo en TELEVISA. Prometió asistir, ya no fue.

Por el otro lado, el presidente del PRI nacional, Enrique Ochoa Reza, lanzó otro presagio sobre el notable político veracruzano, Miguel Angel Yunes Linares, gobernador electo de Veracruz,  al afirmar, sin tapujos, que tendrá también que responder ante tribunales por las acusaciones penales que tiene también por razones de enriquecimiento ilícito y mal manejo de recursos públicos. O sea, al igual que Duarte, por asuntos de corrupción en la función pública. Este entresijo de acusaciones, dimes y diretes, amagos se da en un clima de confusión en el estado de Veracruz, donde el propio Yunes Linares lanzó ya una velada amenaza contra el gobierno federal al afirma que entrando en funciones como gobernador, dará a conocer informaciones graves que involucran a Duarte con nexos más profundos de la corrupción gubernamental que cimbrarán a México. Ochoa Reza le contestó que porque esperarse a diciembre, que si tiene pruebas que denuncie ahora.

En tanto, soterradamente, se ha iniciado una campaña de apoyo a Yunes Linares a través de columnistas y notables figuras de la política estatal  (algunos hasta hace poco acendrados priistas que estuvieron en su contra durante la campaña, al apoyar al otro candidato, Héctor Yunes) que trata de levantar la agenda pública hacia el tema de que es el voto de una mayoría el que llevó al poder al choleño, y que no debe haber acción alguna que le impida ser gobernador del estado, porque no lo permitirían los electores que votaron por él.

Pero Yunes Linares está en la mira por corrupción y, efectivamente, tendrá que presentar sus pruebas de descargo para no caer en desgracia como Javier Duarte, su contendiente, de quien hasta ahora no se sabe donde está, aunque el gobernador electo afirma ya escapó, gracias al apoyo del actual gobernador, Flavino Ríos Alvarado, quien le proporcionó un helicóptero del gobierno del estado, para huir del país, como afirma Yunes, basándose en fuentes confidenciales que por tal razón, permanecen ocultas.

Mientras tanto, la presencia de Miguel Angel Osorio Chong en Coatzacoalcos genera la noticia que la Secretaría de Marina entrará al cuidado de la seguridad pública en esa zona.  Es una señal que la federación entrará con todo lo necesario para regularizar la situación de protección de los ciudadanos que fue rebasado en el malogrado gobierno priista que está por concluir. Pero la presencia de diversos cárteles y el desborde de la delincuencia común no solo en esos lugares del estado, sino en casi toda la entidad, avizoran un panorama de lentas soluciones. Queda en el ánimo, sin embargo, de muchos veracruzanos el por qué la medida no se instrumentó con toda su fuerza desde antes y no esperando tiempos políticos, como lo fue la defenestración de Javier Duarte que lo enfila hacia la cárcel.

Pero queda y flota la duda en el ambiente ahora sobre la figura de Miguel Angel Yunes Linares, porque el presagio está sobre la figura de él y sus hijos, ante la posibilidad de que también se dirijan las baterías de la justicia ahora en su contra por las denuncias que existen por malos manejos de fondos públicos, desde su gestión al frente del ISSSTE y en relación principalmente, con manejos de cuentas vinculadas al SNTE, quienes pusieron desde hace tiempo una denuncia en su contra. Y la otra acusación, la de enriquecimiento inexplicable y manejo de inversiones de dudosa legalidad, en la que está involucrado principalmente uno de sus hijos. Faltan pues las pruebas, que es lo más díficil de hallar a veces, para tener consistencia en la conclusión de los expedientes. Pero si esas pruebas se tienen, sin duda que se aportarán en contra del gobernador electo. El presagio está en el aire. Y malas señales son, en primer lugar, que el político oriundo de Soledad de Doblado, haya reaccionado con una especie de chantaje contra la presidencia de la república, de dar a conocer documentos reveladores de hasta donde llegó la corrupción de Javier Duarte, y peor aún, mala, muy mala señal, es el silencio absoluto del Comité Ejecutivo Nacional del Partido de Acción Nacional que, a estas alturas, guarda un frío, distante y notable silencio en relación a la propia declaración de Yunes, sobre de que se quiere impedir que tome posesión el próximo 1 de diciembre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s